Go to Top

¿CUÁL ES TU CUENTO DE LA INFANCIA?

¿Recuerdas ese cuento que te gustaba tanto de niño o de niña, ése que no te cansabas de escuchar una y otra vez?.

Los cuentos infantiles nos sumergen en un mundo de fantasía y nos permiten conectar con nuestras emociones, necesidades y sentimientos que quizás en algún momento de nuestra infancia quedaron detenidos. Si vuelves a ese momento podrás recuperar esa emoción que se quedó ahí anclada dificultando su expresión.

El lenguaje metafórico de los cuentos hace que venzamos resistencias y nos dejemos llevar por nuestros verdaderos sentimientos, y todo lo que en la vida real quizás no nos lo permitimos, en ellos lo expresamos y vivimos con total libertad.
Tómate un tiempo en un sitio tranquilo y en silencio donde te conectes con tu interior, haz volver atrás en tu memoria a ese cuento que te gustaba tanto. Ahora te pido que te pares un momento y lo traigas aquí. Elige aquel personaje del cuento con el que identifiques. Deja volar tu imaginación y conviértete en ese personaje, imagina que está ahí dentro del cuento, de tu cuento, y vive lo que vivía ese personaje. ¿Qué hace tu personaje en el cuento?
Tráelo a tu corazón aquí y ahora y permite que afloren todos esas emociones que sientes. Recuerda que es tu cuento, es tu personaje, son tus vivencias, tú eliges qué sientes y cómo lo sientes, déjate sentir. Si eras una princesa, imagina que eras esa princesa con un palacio de diamantes que un día vio una estrella aparecer y la quiso ir a coger; o si eras un héroe de brillante armadura que lucha contra los dragones que asolaban tu reino, empuña tu espada y lánzate a ese mar de aventuras, vive tu cuento. Tú y sólo tú eres el protagonista de tu cuento.
Si ya tienes en tu memoria ese cuento que te gustaba tanto, conviértete en ese personaje. Visualízate a ti mismo dentro de ese cuento y viviendo las aventuras de tu personaje.
Si eres la princesa que una estrella quiso ir a coger, ve camino arriba, hacia la luna y más allá, no te preocupes si vas sin permiso de papa. ¿Qué sientes? Curiosidad por la estrella que deseas alcanzar, felicidad por haberla alcanzarlo, miedo por las represalias de papá… Déjate sentir.
Si un héroe con coraza y espada quieres ser, no te importe plantar batalla y a los dragones vencer, no te preocupes ya que tu reino irás a proteger. ¿Qué sientes? Coraje por enfrentar un enemigo mayor, miedo por si te logra vencer, tristeza por el daño que le puedas hacer. Déjate sentir.
En tu cuento tu personaje puede sentir miedo, felicidad, enojo, tristeza, amor…
Puedes cambiar de personajes si ese es tu deseo, Ahora quieres ser el Rey que tiene un palacio de diamantes y un ejército de elefantes, sé el rey, vive come el rey, siente como el rey, deja que aflore en tí todo un manantial de emociones, déjate fluir con lo que te venga. ¿Qué sientes en ese momento?
Puedes ser el dragón que quiere asolar y destruir el reino, tienes frente a ti al noble caballero con armadura y espada en mano con la intención de herirte, sé el dragón, vive como un dragón, deja que vengan a ti las emociones que puedas sentir ese dragón en ese momento. ¿Qué se siente siendo un dragón? ¿Qué te pasa al saber que pronto vas a morir?
Vive como princesa o como Rey,
Vive como caballero o como dragón.
Lo importante es que afloren en ti todas las emociones que te vengan en ese momento, Te pido que te dejes sentir, sé ese personaje y vive como ese personaje y siente como ese personaje. Deja volar tu imaginación, sueña, siente, vive. Conecta con esas emociones, sentimientos que quizás un día se quedaron detenidas en tu vida, y ponlas en movimiento, haz que vuelvan aflorar, deja que tu corazón las sienta, déjate fluir con lo que el cuento te da.

¡ vuela, vuela Mariposa Azul !

Los cuentos son una herramienta muy valiosa para desbloquear esas emociones que un día se quedaron paralizadas. La imaginación y la fantasía de los cuentos te permite expresarlas y así poder sanarlas. Déjate influir por la magia de los cuentos.
Los Cuentos como herramientas terapéuticas son utilizados desde hace siglos y hace poco se han vuelto a retomar en psicoterapia. Hay todo un sistema ya estructurado de cómo trabajar con las metáforas, mitos y cuentos.
Hay cuentos que se refieren a la muerte, el dolor, la crueldad, con un tránsito en el desarrollo, con el despertar, etc.
En los cuentos aparecen personajes poco amables, como brujas, ogros, lobos, que son componentes peligrosos pero también necesarios para nuestra supervivencia.
Un cuento se utiliza como medicina para el espíritu, nos ayuda a estructurar situaciones cotidianas y también situaciones profundas.
Por ejemplo, si nos encontramos en un momento de dolor emocional, los cuentos son herramientas amables que entran de forma directa a aspectos de nuestro inconsciente infantil, para hacer cambios en la conciencia. Todos estamos habitando un cuento y muchas veces no somos conscientes de ello.

Hay cuentos que se refieren a la muerte, el dolor, la crueldad, con un tránsito en el desarrollo, con el despertar.. etc.

En los cuentos aparecen personajes poco amables, como brujas, ogros, lobos, que son componentes peligrosos pero también necesarios para nuestra superviviencia.

 Margarita está linda la mar,
y el viento,
lleva esencia sutil de azahar;
yo siento
en el alma una alondra cantar;
tu acento:
Margarita, te voy a contar
un cuento:
Esto era un rey que tenía
un palacio de diamantes,
una tienda hecha de día
y un rebaño de elefantes…   Rubén Darío.

Reyes Murcia Montesinos© Copyright 2014.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies