Go to Top

Integrar las sombras para extender la luz

Curiosamente, esta mañana me ha salido en la bolsita del té:

Live light…   Vive ligera (con luz)

Travel light…  Viaja ligera (con luz)

Expand the light…  Extiende la luz

Be the light…  Sé la luz.

En realidad es un juego de palabras, pues la palabra light es ligero y es luz.

¡Vaya! me ha dado que pensar… y éste es el argumento: Como seres de luz, somos puros desde que nacemos, pero en el proceso de la vida, el alma se va llenando de experiencias que pueden llegar a nublar nuestra luz de cargas, de sombras que en realidad no pertenecen a nuestra esencia.

Son tiempos cambiantes, cada vez a más profundidad. Si te quieres dar cuenta, y te paras -ya no a pensar, sino a sentir- muchas o algunas ideas que antes te servían, a las que te aferrabas para justificar tu forma de ver la vida, necesitan revisarse urgentemente, desde otra perspectiva más amplia, más humana, más íntegra. Así está ahora la energía planetaria: cerrando ciclos, invitando de forma potente a sembrar intenciones y llevarlas a la acción. ¡Y hoy es luna nueva!.

Avanzar en evolución es volver a la fuente de la pureza pero con conciencia.

Pero a la vez, ello implica integrar nuestra sombra: esos aspectos de nuestra personalidad femenina que hemos suprimido de alguna manera o a los que hemos renunciado para adaptarnos a las relaciones y ser aceptadas. En esa sombra no sólo se ocultan aspectos como la rabia, el miedo o la ambición, sino otras partes hermosas de nuestra naturaleza interna que tuvimos que quitar de nuestra vida por circunstancias, por creencias, por amores mal entendidos.

A veces, no somos capaces de ver nuestras maravillosas cualidades y dones que la vida nos ha regalado, y otros sí que ven, y eso también forma parte de nuestra sombra.

Muchas mujeres, demasiadas quizá, y más en nuestra cultura, ocultan su potencial femenino y lo meten en la sombra, para ser aceptadas en el mundo de los hombres.

De esa manera, todo lo que está relacionado con los ciclos corporales y el mundo emocional de alguna manera es rechazado, minimizado y ocultado, haciendo como que “no pasa nada”, y así ser capaces de continuar el ritmo de acción que nos impone una sociedad masculinizada.

¿Cómo compaginar la maternidad con los objetivos profesionales, las relaciones de pareja, las prioridades personales…? Lo que nos viene impuesto nos puede acabar aplastando, porque además tenemos un anhelo muy profundo del alma.

La sombra es lo que también se llama “el lado oscuro del alma”, pero esa oscuridad encierra un gran potencial. La luz y la sombra son términos duales y se han jerarquizado y moralizado. Pero… ¿y si viéramos la oscuridad como esa fuerza regeneradora que sana y transforma todo lo que envuelve, como el final de cualquier estructura de vida que inicia un proceso de regeneración?

Si estás en un proceso de cambio, si ves sombras por todas partes, si crees que muchas cosas no tienen sentido para ti y sí lo tienen otras por venir… estás en lo cierto, tu luz está ahí esperando.

20160304_184353

Cuanto más aferradas estemos a la imagen creada de nosotras mismas que queremos dar al mundo, más amenazadas y frágiles nos sentiremos cuando algo la descoloca. Reconocer y abrazar cada parte de nosotras es un acto de amor hacia nosotras mismas. Aceptar con amabilidad que estamos en ese proceso requiere paciencia y acción a la vez.

La buena noticia es que podemos convertir los vaivenes emocionales que nos inundan  en oportunidades de crecimiento si así lo decidimos.

Al mismo tiempo, también somos capaces de abrir nuestras vías de conexión con la fuente de luz que somos. Vivir conectadas a nuestro ser significa sentir nuestro centro y aprender a confiar en nuestra voz interior, poniéndonos al servicio de la vida.

Dedicar un tiempo y un lugar a la meditación y compartir cómo no sentimos es fundamental para esa conexión y estar a la vez enraizadas.

Además, si queremos extender la luz, la oportunidad está en nuestra vida misma… ¡y eso me salió en otra bolsita!:

                                                “La vida es un flujo de amor; se requiere tu participación”

?

El vivir la vida de una manera plena conlleva alinearse con lo que hay en tu existencia en este momento, y participar, vivir, e influir de una manera consciente y responsable.

Te recomiendo el libro: “La bendición de ser mujer”, de Carmen Paz, releyéndolo me ha servido de inspiración.

Hoy es un día especial, y además es luna nueva! La luna nueva invita a sembrar nuevas intenciones, nuevas acciones… ¿Cuáles son las tuyas?.

Copyright Pilar de Anta, Directora de Luz Aiyanna, Facilitadora de Meditación Mindfulness con Respira Vida Breathworks y Terapeuta de Sanación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies